Final

Final · 16. julio 2018
Con solidez, pragmatismo y un poder de gol inigualable, Francia goleó a Croacia y se transformó en un indiscutible campeón.